Bajo crecimiento económico durante el primer trimestre del año

mayo 2, 2019

Asuntos Públicos

Compartir artículo
Durante el primer trimestre de 2019, la economía creció 0.2% a tasa anual con base a cifras ajustadas por estacionalidad, de acuerdo con la Estimación Oportuna del Producto Interno Bruto (PIB) que publicó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). Este dato representó el inicio más débil de las últimas tres administraciones. En el sexenio de Enrique Peña Nieto, la economía creció 2.7% anual, en el primer trimestre de 2013; con Felipe Calderón Hinojosa el dato fue de 2.2% anual, en los primeros tres meses de 2007; con Vicente Fox el PIB creció 1.8% en 2001; y con Ernesto Zedillo, en 1995, la economía se contrajo -1.9% a tasa anual.
 
Por otro lado, el crecimiento de los primeros tres meses de 2019 es el más bajo desde los años de crisis (2008 y 2009) y la primera vez, desde entonces, que el crecimiento económico no alcanza el 1%. Analistas ven complicado alcanzar el crecimiento de 1.6% para este año que pronosticó la Secretaria de Hacienda y Crédito Público (SHCP) o el 2.0% que estima el Presidente López Obrador, por lo que no se descarta un ajuste a la baja en las estimaciones.
 
La producción total generada por las actividades secundarias —que incluyen la industria manufacturera, la minería, la generación y distribución eléctrica y la construcción— registró una caída de 2.1% en relación anual. Las actividades secundarias han seguido una tendencia a la baja durante los últimos tres años, con crecimientos que no superan el 2% y caídas en algunos trimestres.
 
Dentro de las actividades terciarias, el comercio y los servicios, se presentó una expansión económica de apenas 1.0% a tasa anual, una cifra moderada en comparación con los crecimientos alcanzados en años previos. A partir del 2017 las expansiones económicas de las actividades terciarias oscilan entre el 2 y 3% a tasas anuales. En años previos los crecimientos superaban el 4%.
 
El único rubro que presentó resultados positivos fue el de las actividades primarias. En el primer trimestre del año la agricultura, ganadería, pesca, caza y aprovechamiento forestal crecieron 5.6% su producción total; sin embargo, sólo el 3% de la producción total es generado por el sector agropecuario, por lo que su impacto en la economía nacional es muy bajo.
 
Economistas coincidieron que los resultados del primer trimestre del año se vieron afectados por una serie de choques transitorios como el impacto del desabasto de combustibles en las actividades económicas, la huelga de maquiladoras en el norte del país, el bloqueo de las vías del tren en Michoacán, los cambios de políticas por el arranque de la nueva administración, la típica desaceleración del gasto gubernamental en el primer año de una nueva administración federal, además de un entorno global más complejo, sobre todo para el comercio.
 
Para este año, se pronostica un crecimiento económico de entre 2.0 y 1.0%. La OCDE es la institución con el pronóstico más alto de 2.0%; le siguen la CEPAL y el BM con una estimación de 1.7%; el FMI, la SHCP, y la encuesta levantada por Banxico coinciden en un pronóstico de 1.6%; en tanto, BBVA Bancomer y CitiBanamex prevén un crecimiento de 1.4%; finalmente, Bank of America estimó una expansión de solo 1.0% para 2019.