Conferencia sobre Cambio Climático COP24

diciembre 19, 2018

Asuntos Públicos

Compartir artículo
La conferencia anual de la ONU sobre Cambio Climático, este año la COP24, concluyó el sábado por la noche en Katowice, Polonia, después de dos semanas de conversaciones llenas de tensión.

Cerca de 23,000 delegados acudieron a la cumbre, que tenía una fecha límite para elaborar el «reglamento» del Acuerdo de París, que es el manual operativo necesario para cuando el acuerdo global entre en vigencia en 2020. Como se esperaba, el manual se acordó casi en su totalidad, a la par del comienzo un nuevo régimen internacional en materia de cambio climático.

El resultado final incluyó sugerencias sobre la necesidad de asumir ambiciosos compromisos climáticos antes de 2020, ya que una nueva investigación publicada en la COP mostró que las emisiones globales han aumentado, no disminuido.

Uno de los componentes clave del «paquete Katowice» es un marco de transparencia destinado a promover la confianza entre las naciones de que todos están haciendo su parte para abordar los problemas del cambio climático. Establece cómo los países proporcionarán información sobre sus planes de acción nacionales, incluyendo en este la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero.

Se llegó a un acuerdo sobre cómo contar de manera uniforme las emisiones de gases de efecto invernadero, y si los países más pobres sienten que no pueden cumplir con los estándares establecidos, pueden explicar por qué y presentar un plan de acuerdo con sus capacidades.

Una cuestión que había causado conflictos era el de la financiación de los países desarrollados para apoyar a los países en desarrollo. Después de las negociaciones, se estableció una manera de formular objetivos nuevos y más ambiciosos a partir de 2025, que superen el actual compromiso para movilizar $100 mil millones de dólares por año a partir de 2020.

Otro logro que vale la pena destacar de estas negociaciones es que las naciones acordaron cómo evaluar colectivamente la efectividad de las acciones climática en 2023 y cómo monitorear e informar sobre el progreso en el desarrollo y la transferencia de tecnologías.

A pesar de establecerse casi en su totalidad el reglamento del Acuerdo de París, los países no acordaron distintos temas, como en el «Artículo 6», relacionado con los llamados «mecanismos de mercado» que permiten a los países cumplir con una parte de sus objetivos de mitigación internos. Esto se hace, por ejemplo, a través de «mercados de carbono» o «comercio de carbono», que permite a los países comerciar con sus derechos de emisión.

El Acuerdo reconoce la necesidad de normas globales sobre este asunto para salvaguardar la integridad de los esfuerzos de todos los países y garantizar que cada tonelada de emisiones liberadas a la atmósfera se tenga en cuenta. Este tema volverá a estar sobre la mesa en la próxima conferencia de las Naciones Unidas sobre el cambio climático, la COP25, que tendrá lugar en Chile el próximo año.